¿Qué es un crédito con garantía inmobiliaria y cómo sé si me conviene?

Seguramente te preguntas si al solicitar un crédito de este tipo corres algún riesgo, como el que tu patrimonio entre en riesgo, pero no es así, no podrías estar más alejado de la realidad, descubre porqué.

Read More...

Constantemente en nuestras redes sociales nos hacen preguntas como ¿se van a quedar con mi casa?, ¿estoy poniendo en riesgo mi propiedad?, ¿si durante mi plazo ya no tengo dinero para pagar me quitarían mi casa? Todas estas dudas son comprensibles pues desgraciadamente en nuestra sociedad existen muchas instituciones que no son transparentes. O bien que resultan ser empresas fantasmas que juegan con tus intereses para hacerte perder dinero o bienes.

Primero que nada queremos que sepas que puedes confiar en nosotros. No somos una entidad fantasma y puedes confirmarlo con nuestro registro Sipres ante la CONDUSEF, sólo necesitas ingresar aquí para consultarlo. O accede directamente a la página copiando y pegando el siguiente link: https://webapps.condusef.gob.mx/SIPRES/jsp/pub/index.jsp. Por otro lado, si deseas saber más sobre cómo identificar entidades crediticias confiables, te invitamos a leer nuestro  artículo Entidades Crediticias, ¿cómo saber en quién confiar? Evita fraudes.

¿Cómo es nuestro proceso de crédito?

Ahora bien, para resolver tus dudas necesitamos contarte un poco sobre nuestro proceso en cada crédito con garantía inmobiliaria. Como seguramente ya sabes, únicamente damos créditos desde $200 mil, hasta $5 millones. Estos montos los asignamos luego de evaluar detenidamente que tal rango de capital en efectivo puede impulsar la economía mexicana a nivel empresarial, familiar y personal.

Ello pensando en un sector de la población que no tiene las posibilidades de acceder a un crédito bancario o gubernamental con tasas preferenciales. Las razones pueden ser muchas, como: no ser tarjetahabiente del banco, no cumplir con políticas, tener un mal historial en Buró de Crédito o incluso no contar con historial crediticio previo.

Al ser descartados por un banco para ser acreedor a un préstamo, muchos mexicanos ven frustrados sus intentos por iniciar un negocio, invertir o expandir su empresa, comercializar nuevos productos, sanar deudas con intereses altos, o simplemente tener efectivo en mano para cumplir con sus necesidades familiares. Estas negativas de crédito afectan tanto a las personas como a la economía nacional, pues se frena el desarrollo de los mexicanos.

En Bien para Bien establecimos un proceso que fuera confiable y brindara seguridad a nuestros clientes. Este, además de ser transparente nos permite abrir oportunidades de crédito a todos aquellos que han recibido negativas de otras instituciones. 

Al solicitar un crédito con garantía inmobiliaria con nosotros, analizamos tus ingresos y evaluamos cuál es el monto máximo que te puede ser autorizado. También se revisa la valuación de tu propiedad, para así asegurarnos de que el crédito no supere el valor de ella. Finalmente, te entrevistamos, para comprender tu situación actual, la razón por la que deseas el crédito y cómo planeas usar el recurso. De este modo establecemos un vínculo de confianza contigo.

Es esa misma confianza que compartimos contigo la que nos permite realizar un contrato fiduciario, el cual si estás de acuerdo, firmaremos en conjunto frente a un notario. Cada uno de los fideicomisos que tenemos con nuestros acreditados plantea normativas que protegen su casa, departamento, oficina o local comercial

¿Cómo me protege un fideicomiso?

  1. El acreditado puede seguir haciendo uso normal de su propiedad durante el plazo del crédito.
  2. Aunque la propiedad queda gravada al ser firmado el crédito, estará protegida por un fideicomiso. Ello significa que ningún otro tipo de gravamen podrá afectar la propiedad durante el plazo del crédito. Es decir, que ningún tercero podrá reclamar legalmente la propiedad
  3. El fideicomiso cuida los intereses de los involucrados. Es decir, que buscará siempre proteger la propiedad y el pago del crédito asignado, sin afectar negativamente a ninguno de los dos.
  4. En caso de que el acreditado no pueda seguir pagando el mismo monto de las mensualidades del crédito que solicitó, podrá hablar con Bien para Bien, y llegar a un nuevo acuerdo de pagos.
  5. Si el acreditado ya no tiene solvencia económica y ya  no puede pagar el crédito que solicitó se le permitirá vender su propiedad, al precio que mejor le convenga. De este modo, ocupará una parte significativa para el pago de su deuda y el resto lo podrá usar para sus intereses personales, como por ejemplo comprar una nueva propiedad.

Estas normas se aplican a todos nuestros créditos. Por ello, cuidan tus intereses, tu patrimonio, y te aseguran que el crédito con garantía inmobiliaria que solicites con Bien para Bien será la mejor opción que puedas elegir.

Empieza con un crédito de liquidez

Más información
Bitnami